Atención Temprana

La infancia es una etapa maravillosa. No hay pasado, no hay futuro; solo un presente que se mira con inocencia e ilusión”. (Carla Montero)

Los primeros años de los niños y niñas son los de mayor desarrollo cognitivo porque es cuando interactúan por primera vez con el medio natural y social.

La ESTIMULACIÓN NATURAL de nuestros pequeños suele ser suficiente para garantizarles un adecuado DESARROLLO INTEGRAL. Sin embargo, en ocasiones, necesitan de ayuda externa para su completo desarrollo.

Es indispensable intervenir en edades tempranas, para detectar y/o prevenir alteraciones, deficiencias, riesgos de lesiones o minusvalía (discapacidad) que se puedan presentar. Por ello el programa de ATENCION TEMPRANA se centra en la población infantil de 0 a 6 años, aprovechando la plasticidad cerebral, en los primeros años de vida, para reducir los riesgos en el desarrollo y potenciar al máximo las capacidades y habilidades del niño de cara a las próximas etapas e intentando cubrir las necesidades que irán apareciendo.

Desde el programa de Atención Temprana le proponemos: 

Desde el nacimiento; favorecer el desarrollo del niño en riesgo o con dificultades. En el caso de los bebés, las condiciones de prematuridad, infecciones intrauterinas, bajo peso, hipoxia, hemorragias cerebrales o infecciones postnatales, pueden alterar su proceso madurativo, así como su correcta evolución biológica, psicológica y social.

Detectar precozmente posibles alteraciones del desarrollo infantil con el objetivo de intervenir lo antes posible, aumentando así las garantías de conseguir mejorías y posibilitar un mayor ajuste entre el niño y su entorno. Algunas de estas alteraciones podrían ser: Autismo, Hiperactividad, Déficits Sensoriales (Visuales o Auditivos), Retrasos Evolutivos, Alteraciones o retrasos del Lenguaje, Trastornos motores, Problemas de Conducta, Dificultades en el Aprendizaje (Dislexias, Discalculias, Dificultades en la LectoEscritura…), Trastornos de la Eliminación (Enuresis o Encopresis) o del Sueño, Alteraciones emocionales etc.

Intervenir con niños que presentan alteraciones genéticas o neurológicas inmodificables (Síndrome de Down, Síndrome de Prader Willi, Síndrome de Tourette…) con el objetivo de paliar y reconducir sus dificultades para que adquieran un desarrollo acorde a sus capacidades, aumentando el bienestar propio y familiar.

Potenciar el desarrollo y la integración del niño en el medio familiar, escolar y social, mediante una atención multidisciplinar, que se centre en destacar las capacidades y compensar las carencias en cada caso concreto.

Dar soporte y orientación a los padres desde la detección del déficit, siempre con atención personalizada, favoreciendo la vinculación padres-hijo, ya que será la mejor garantía del bienestar y de una adecuada estimulación.

∼ Dar soporte a los profesores del niño para atenderle según sus necesidades particulares, coordinando así, el proceso de estimulación con la escolarización del niño.

∼ Realizar evaluaciones y seguimientos continuados, que permitan verificar la adecuación y efectividad de los programas de actuación en relación a los objetivos planificados.

 

El objetivo general de la Atención Temprana consiste en ayudar al niño y a su familia a encontrar nuevas formas de adaptar y/o compensar sus dificultades. Esta ayuda le permitirá conseguir, en su mente, una estructura coherente del mundo físico y desarrollar sus emociones y una personalidad armoniosa.

En el Centro de Psicología Avanzada PSYKHE, tenemos la convicción que nuestros niños se merecen toda la ayuda necesaria para su completo desarrollo.

¿Os ayudamos?

Te invitamos a solicitar tu primera cita gratuita.